Entierran a una perrita viva


Cuando se trata de crueldad al parecer el ser humano no tiene límites y es lo que ha ocurrido en una comunidad de Francia cuando un joven estaba de paseo se fijó que en el suelo había un bulto que se movía de forma extraña por lo que decidió investigar, la gran sorpresa fue que se trataba de una inocente perrita la cual estaba atada y enterrada viva en una montaña de tierra seca y amarada del cuello.




El nombre del héroe es Pedro Dinise y al ver este horrible caso de crueldad animal decidió desenterrar con sus propias manos a la inocente perra la cual muy obediente estaba enterrada sin llorar esperando que su dueño regresara por ella, cosa que no iba a ocurrir jamás hasta que ella muriera, la mascota se encontraba totalmente deshidratada y a punto de desfallecer por lo que la labor de rescate era urgente.


La perrita estaba enterrada casi por completo y solo tenía parte del hocico de fuera, no se sabe con exactitud cuanto tiempo habría estado la perrita enterrada bajo las inclementes condiciones del sol y la tierra pero por el grado de deshidratación y atrofia muscular se especula que tenía más de 2 días ya que estaba casi por morir por lo que la saco rápidamente y cargándola la llevo hasta el veterinario.




La perrita fue atendida de emergencia y ahora ya se encuentra recuperándose satisfactoriamente y Pedro asegura que él se quedara con la mascota mientras que ya he interpuesto denuncias tanto en las organizaciones de protección a los derechos animales como ante las autoridades ya que en el país existen multas hasta de 30 mil euros por este tipo de actos.